Todo sobre la depresión post-parto

Debes tener en cuenta que cuando tienes un bebé es muy probable que sufras de depresión post parto, porque es un muy común en las mujeres después de dar a luz. Para sobrellevar mejor este estado te recomiendo a la psicóloga Catalina Fuster, porque te dará los mejores consejos y tendrás siempre los mejores consejos.

Para que conozcas un poco más al respecto, te he preparado este post, con todo lo que deberías saber sobre la depresión post parto, y cómo te afectará en tu día a día. Así que, te recomiendo seguir leyendo para conocer más al respecto.

¿Cuáles son las causas de la depresión post-parto?

Es importante tener en cuenta que este tipo de depresión no tiene una sola causa, y se trata de una combinación entre factores físicos y emocionales. Esto no ocurre por algo que la madre hace o deja de hacer, sino que es algo que sucede de forma completamente natural.

Normalmente, después de dar a luz los niveles de estrógenos y progesterona se bajan en las mujeres, haciendo que se generen efectos químicos directamente en el cerebro afectando negativamente el estado de ánimo.

Esto, combinado con que algunas mujeres no pueden descansar bien para recuperarse del parto, produce una gran incomodidad física y agotamiento. Esto contribuye de forma directa a la depresión post parto, haciendo que se sientan sus síntomas.

¿Qué síntomas tiene la depresión post-parto?

Existen una gran variedad de síntomas que pueden indicar una depresión post parto, y dentro de los principales que pueden surgir después del parto están:

  • Tristeza, desesperanza o que se sienta vacía.
  • La mujer puede comenzar a llorar frecuentemente sin ningún motivo aparente.
  • Se incrementa la ansiedad.
  • Irritabilidad, mal humor o se siente inquieta.
  • Dormir en exceso o incluso no poder dormir en absoluto.
  • Problemas para la toma de decisiones, para recordar detalles o incluso para concentrarse.
  • Furia y enojo constantes.
  • Se pierde el interés por las actividades que le resultaban agradables.
  • Pueden tener dolores de estómago, musculares o dolores de cabeza.
  • Deja de comer o come demasiado.
  • Se produce una separación de amigos y familiares.
  • Es difícil crear un vínculo emocional con el bebé.
  • Dudas sobre la capacidad para cuidar al bebé
  • Pensar en hacerse daño a sí misma o a su bebé.

En todos estos casos, es indispensable que se reciba un tratamiento psicológico de inmediato que ayude a reducir el impacto de estos síntomas en la mujer.

¿Cómo se da cuenta una mujer que padece esta patología?

Es importante tener en cuenta que, únicamente un profesional de la salud como un psicólogo, puede diagnosticar que una mujer padece de una depresión post parto. Los síntomas son muy amplios y varían de mujer a mujer, por lo cual no es tan sencillo determinar si se está padeciendo de la misma.

Sin embargo, si una mujer comienza a experimentar uno o varios de los síntomas que hemos listado anteriormente, es importante consultar con un profesional cuanto antes. Así, se podrá dar tratamiento de forma rápida y se evitarán los efectos negativos que tiene esta patología en el cuerpo.