Como se cambia la bomba de agua

Cuando tienes un coche, siempre será importante que la bomba de agua se encuentre en perfecto estado para tener una temperatura óptima. En todo caso, para conseguir los mejores repuestos desguace peugeot, lo ideal será visitar el desguace de Despieces De, porque te brindarán siempre las mejores alternativas para tu coche.

Pero, es probable que quieras hacer el cambio de la bomba de agua por tu cuenta, en especial porque así ahorrarás dinero. Por este motivo, hoy te traigo este post, con algunos consejos prácticos para que aprendas a cambiar la bomba de agua de una forma eficiente.

Procedimiento para cambiar la bomba de agua

Muchos conductores prefieren hacer el cambio de la bomba de agua en un taller mecánico, en especial porque así no tendrán que encargarse de nada. Pero, esto puede ser un problema si no tienes mucho presupuesto, en especial porque puede llegar a tener un coste de hasta 1000 euros.

Para que puedas ahorrar dinero, lo ideal es comprar una bomba de segunda mano en un desguace por menos de 150 euros. Una vez que tengas la bomba el proceso para cambiarla en tu coche será el siguiente:

Baja la bomba rota

Es importante tener en consideración que antes de iniciar con el proceso lo ideal es que el coche esté en una posición elevada y que esté completamente frío. Para ello, lo mejor será que el coche en posición desde la noche anterior para que puedas evitar cualquier tipo de inconvenientes.

Una vez que el coche está en posición, debes asegurarte de hacer el proceso de drenaje del líquido refrigerante. Cuando termines, tendrás que proceder a desconectar las mangueras de la bomba de agua, y retirar los tornillos de fijación para que puedas retirar la bomba de agua del motor, garantizando así que tendrás un gran rendimiento.

Instala la bomba de repuesto

Es el momento de comparar la bomba que bajaste con la bomba de repuesto para asegurarte de que sean iguales. Procede a colocarla en su sitio con los tornillos de fijación, y asegúrate de conectar las mangueras nuevamente como estaban antes de iniciar el proceso.

Debes rellenar el sistema con líquido refrigerante, y asegurarte de que no exista ningún tipo de fuga que pueda afectar a los otros componentes del motor. Una vez hecho, debes purgar el sistema encendiendo el coche, rellenar el faltante de líquido refrigerante y dejar el coche en reposo durante las próximas 4 horas.